El Argán, la Cabra y el Pastorcillo

Cabras y Argan

En un lugar de Marruecos, en zona semidesértica existe un árbol denominado Argán que da unos frutos parecidos a dátiles con el que puede extraerse un aceite muy preciado. También se encuentran cabras que proporcionan leche y carne que son cuidadas por pastorcillos del lugar.

Los cuidadores de estas cabras un día observaron que cuando escasea la hierba que comen las cabras estas aprendían a subirse a los arboles y comer las hojas y sus frutos. La situación no dejaba de ser inédita al ver unas cabras subidas a un árbol.

Coincidiendo que estas tierras son atravesadas por una carretera transitada por turistas se pensó en captar la atención de los mismos para inmortalizar en fotografías la curiosidad singular de cabra subida a un árbol.

La necesidad, la oportunidad o lo que se quiera llamar hizo que los pastorcillos que custodian las cabras vieran de repente y de manera muy lucrativa como sus ingresos aumentaban de manera importante. Esta experiencia que he vivido personalmente se traduce que una vez hecha la fotografía haces donación de un euro o dos. Esto no es nada en nuestro concepto occidental de valor económico pero en el lugar en cuestión es una pequeña fortuna. Entiéndase pues la importancia de esta parada.

¿Cuál es el corolario con una visión de Marketing? Tenemos un empleado (pastorcillo) con un producto (el trabajo de cuidar cabras) y tres ingresos. ¿No debería ser un ingreso por un producto? La respuesta es no si aplicamos el Cross Selling que subyace en esta fábula.  

Es cierto que el pastorcillo tiene ingresos por el cuidado de las cabras pero también es cierto que ingresa dinero por exhibir la habilidad de estas cabras encima de un árbol (es muy lucrativo). Para ello solo fue necesario reclamar la atención de un nuevo mercado ajeno al negocio inicial, es decir, los turistas de la carretera. Finalmente, también hay los ingresos de la recolección de los frutos del Argán provocados por la maduración del fruto o la propia acción de las cabras en las ramas de los arboles.

Tenemos pues un empleado para una tarea con un ingreso asociado y que gracias a explorar oportunidades, aplicar Cross Selling y tener capacidad de hacer varias tareas  (polifuncionalidad) es capaz de multiplicar por tres sus ingresos.

Esta fábula ilustra lo que planteo como Plan de Carrera Horizontal desarrollado en mi anterior entrada de blog “¿Un empleado para toda la vida y haciendo lo mismo? ” . Tener en nuestras organizaciones personas multifuncionales o orientadas hacia la multifuncionalidad nos conduce a la necesidad de aplicar Planes de Carrera Horizontales.

La competitividad, el salir de la crisis, la motivación en el trabajo, etc. también pueden estar en orientaciones como esta.

Mucha suerte y muchos aciertos.

 

Ignasi Vidal

 

Acerca de Ignasi Vidal Diez